Crítica de "Dos días, una noche", dirigida por los hermanos Dardanne.

ARTÍCULO POR ADOLFO PARDO
LA CRISIS Y OTRAS FORMAS DE INCENTIVAR EL EGOÍSMO HUMANO
Titulo: Dos días, una noche (“Deux jours, une nuite”). Director: Jean-Pierre Dardenne, Luc Dardenne. Guión: Jean-Pierre Dardenne, Luc Dardenne. Reparto: Marion Cotillard, Fabrizio Rongione, Pili Groyne, Simon Caudry. Coproducción Bélgica – Francia; Les Films du Fleuve/ Archipel 35. Distribuidora: Wanda visión. Estreno en España: 24/10/2014. Puntuación: 4,5/5
Sinopsis: Sandra, con la ayuda de su esposo, tiene sólo un fin de semana para ir a ver a sus compañeros de trabajo y convencerlos de que renuncien a su prima para que ella pueda conservar su trabajo, tras una baja laboral.

Aclamada en el festival de Cannes, “Dos días, una noche” se plantea como uno de los grandes estrenos del cine europeo. Con una emotiva interpretación de Marion Cotillard, un argumento realista, sincero y controvertido, este filme llegará a las carteleras españolas el próximo 24 de Octubre.
¿Qué harías si tus compañeros de trabajo prefieren una prima a tenerte dentro del equipo? ¿Suplicarías por tu empleo? ¿Te rendirías? Sandra se debate entre luchar y dejar lo que hasta entonces había sido suyo, su trabajo, su esfuerzo. Su marido lo tiene claro, debe continuar, ser fuerte, y para ello tiene un fin de semana por delante, dos días y una noche en los que recorrerá la ciudad en busca de empatía, ayuda y comprensión.
Los hermanos Dardenne hacen en esta película un retrato de la clase media trabajadora tras la crisis, en ella veremos a personas muy distintas con distintas aspiraciones desde poner una terraza nueva hasta el simple hecho de mantener dignamente a sus familias. Invita a la reflexión, planteando como un contexto económico adverso ha tendido hacía un desentendimiento del otro, de la solidaridad, con un ápice de esperanza eso sí, pues tras la tormenta, viene la calma, y hay que mirar el futuro con una sonrisa, con fuerza y ánimo para un nuevo mañana.
Marion Cotillard sorprende en el papel de Sandra, en cada movimiento, cada intervención, cada interpretación provoca empatía en su estado de ánimo, cómo se siente, ya sea con una leve sonrisa, una expresión contrariada, una mirada al borde del llanto o un puño vencedor. ¡Bravo por ella y bravo por este film!

Lo mejor 
– Marion Cotillard.
– La reflexión que suscita.

Lo peor
– La negatividad inicial del propio argumento.

Anuncios
Crítica de "Dos días, una noche", dirigida por los hermanos Dardanne.